search_left
"Unha ventá para o recordo"
A Vilagarcía antiga
 
PERSONAXES NA HISTORIA DE VILAGARCÍA DE AROUSA 
 
Luis López Ballesteros, Señor de la Golpelleira - Por Víctor Viana
rss feed
El hidalgo y señor de la Golpelleira, Luis López Ballesteros, era hijo del también dueño de dicho pazo, Diego López Ballesteros, que había hecho su fortuna como comerciante en México, en donde participó en su defensa como capitán del "Regimiento de Comercio”, unidad militar formada por comerciantes para la defensa del territorio. Vuelto Diego de México, reconstruye el pazo y casa con María Vicenta Antonia y Varela y Verea, y nace Luis López Ballesteros en el pazo de la Golpelleira el 21 de junio de 1782. Tras estudiar las primeras letras y Humanidades en Vilagarcía, inicia la carrera de Derecho en la Universidad de Santiago, llegando solo hasta el tercer año, al tener que regresar a La Golpelleira por la muerte de su madre, ya viuda, y tener que hacerse cargo de los negocios familiares. Probablemente la vida de Luis López Ballesteros hubiera continuado como la de un sencillo hacendado, a no ser por la Guerra de Independencia que le llevó a ocupar puestos importantes en la defensa de la misma.Fue nombrado en 1808 Vocal de Subsidios de la Junta Provincial de Santiago, y en su comarca se encargó de organizar su defensa junto con el marino José Brandaríz. No fue por ello extraño, que cuando al año siguiente los franceses llegan a Vilagarcía, uno de sus objetivos principales fuera La Golpelleira y especialmente Luis López Ballesteros. Al formase la Junta Superior de Galicia, órgano supremo para la defensa de la región, Luis López Ballesteros fue nombrado vocal de la Junta de Subsidios, encarg&aacu...Leer la continuación
Escrito por Víctor Viana •   Agregar un comentario   2 comentarios
 
Raimundo García Domínguez (Borobó) y Vilagarcía

Raimundo García Domínguez (Borobó) y Vilagarcía - Por Daniel Garrido Castromán - Picar aspa do álbum para ler o contido da imaxe

30/01/2017 10:47:58
Con motivo del homenaje que el Concello de Pontecesures conmemora el centenario del nacimiento de Raimundo García Domínguez,  “Borobó”, figura ilustre de aquella localidad, deseo unirme al mismo, recordando su gran relación que mantuvo con Vilagarcía. Cuenta la Asociación de Periodistas de Santiago de Compostela, en la biografía que hicieron de este compañero,  que el seudónimo “Borobó” está basado en los recuerdos de su infancia cuando pasaba temporadas con sus abuelos don Elisardo Domínguez Rozados de Cequeril, en Cuntis), y doña Manuela Sierra Novo, de Pontecesures. 
      Don Elisardo había hecho una pequeña fortuna en Uruguay y se instaló en Caldas de Reis donde compró las termas de Acuña y preparó un sótano y una planta con los baños; luego le dio altura y construyó el Hotel-Balneario sobre el río Umia, al lado del puente. 
      Allá por el verano de 1917, el pequeño Raimundo balbuceaba “boroboroboroboro” mientras repartía hojas de periódicos por el salón del hotel a los clientes del mismo; con el nombre de “Boroboro”  era conocido un mendigo con barbas que recorría las calles de aquella ciudad recitando una serie de palabras de las que sólo se podía entender dicho sonido; el niño Raimundo asociaba con él a todos los que iban provistos de largas barbas.
      La relación de su familia con Vilagarcía ya le viene desde épocas pasadas puesto que su abuelo, don Matías García Lozano, procedente de Ortigosa de Cameros, en La Rioja, se había establecido en la entonces ciudad industrial y comercial de Pontecesures como almacenista mayorista de cereales; dada la circunstancia de que esta ciudad estaba dotada de un importante puerto fluvial navegable para barcos de cierto calado, don Matías era propietario de dos galeones (barcos de madera de unos 18 metros de eslora, de poco calado y movidos a vela), uno de los cuales se denominaba “Tomás Lozano”, que trasladaban su carga a través del río Ulla hasta los puertos de Carril y Vilagarcía donde era depositada en barcos de mayor tamaño para ser distribuida a lo largo de la costa.   
      Por otra parte, la relación de “Borobó” con Vilagarcía, en el aspecto personal era debida a la amistad que le unía al también escritor y profesor del Colegio “León XIII”, don Aquilino Iglesia Alvariño. Dada la circunstancia de que este buen amigo, aunque había finalizado los estudios de la carrera eclesiástica, todavía no se encontraba en posesión del correspondiente título de Licenciado en Filosofía y Letras puesto que, en aquella época, los estudios del Seminario no se convalidaban, al mismo tiempo que trabajaba fue haciendo el Bachillerato de dos en dos cursos; los exámenes los hacía en el Instituto de Noya, del cual era director don Alvaro das Casas, que era jefe de “Ultreya”, las Juventudes del Partido Galeguista. 
      La licenciatura la hizo sin salir de Villagarcía, ya que tenía dispensa de escolaridad y asistía dos días de la semana a las clases de la Universidad de Santiago.  Por lo tanto, para impartir clases en el “Colegio “León XIII”, el periodista de Pontecesures, “Borobó” le prestó el suyo, por cuya cesión le cobraba cuarenta pesetas mensuales.      
      En uno de aquellos “Anacos” que este periodista escribía en “A Nosa Terra”, de cuyo periódico había sido director Aquilino, recordaba que, en una de las ocasiones que visitó Villagarcía para cobrar dicha cantidad, a la hora del aperitivo fue llevado por éste a La Alameda, al bajo del edificio donde estuvo, últimamente, la Cafetería “Ya-Ser”, actualmente ocupado por el Bar “O Tapeo”. En aquellos tiempos estaba allí una confitería conocida como el “Chalet de la Alameda”, propiedad de la familia Beiras Buján, donde hacían una tertulia un grupo de amigos que “compartían más o menos” sus ideas y aficiones. Esta peña se llamaba la “Peña Alegría” y de ella formaban parte, además de mi padre, Jesús Garrido Alvarez; Aquilino Iglesia Alvariño; Ramón García Briones, “el proyectista siempre ilusionado del gran puerto de Arousa”; Manuel Pesqueira, el famoso pintor de Lantaño, que había venido de su aldea “para escribir una carta y echarla al correo”; el consignatario José “Cañitas” Buhigas; Gerardo Carregal, el jefe de Correos; D. José Pérez Beltrán, párroco de Bamio; Celestino Noya Rodríguez, que había sido Presidente de la Diputación de Lugo durante la República y, después de haber sido depurado como profesor de Instituto y de haber estado una temporada en la cárcel, pasó a dar clases en el Colegio León XIII; Luis Viñas Cortegoso, Inspector de Escuelas, también depurado, que se ganaba el pan gracias su gran dominio de las Artes Gráficas y habría de fundar, con José María Alvarez Blázquez, la “Librería Monterrey”, y habría de asesorar en sus primeros pasos a la “Editorial Galaxia”; Severino González Lazán, impresor castellano que había llegado a Villagarcía y, donde antes había estado la redacción de “Galicia Nueva”, montó un taller tipográfico, la “Imprenta Celta”, en la calle Ramón y Cajal, y en la que se editaron sus tres primeros libros: “Señardá” (1930), “Corazón ó vento” (1933) y “Cómaros verdes” (1947); don Florencio, el director del Banco de La Coruña; don José Sirvent, representante de máquinas de escribir; y otros contertulios más.  
       Pero otro buen amigo de  Borobó en Villagarcía era mi padre y cuando, después de haber obtenido el Premio de Poesía “Jesús Arrellano” en La Rábida, le felicitó las Navidades con una copia del poema, objeto de dicho premio, dedicado a Juan Ramón Jiménez, este periodista le dedicó uno de sus “Anacos”, titulado “Éxito de Garrido en La Rábida”. Decía: “la riada de “nadales”  ha comenzado. Durará hasta fin de año. Los servicios de Correos quintuplican su actividad. Sirven los “nadales” para hacer recuento de amigos en los amenes del año; suponiendo que todos los amigos envíen “nadales”.
      Claro está que también habrá amigos que cansados de no ser correspondidos en la remisión de “nadales” nos tachen en su lista de felicitaciones navideñas. Y hacen muy bien, aunque en el fondo del alma lo sintamos. Hubo Navidades en que fuimos describiendo los más acertados “chrismas” que recibíamos; los que constituían acertadas obras de arte, plástica o poéticas. Suponía una ligera compensación para los que se habían pasado el otoño cavilando como podrían mostrar su buen gusto en un hermoso u original “nadal”. Hacer constancia pública de ello nos redimía del pecado de incorrección social que cometíamos, al no responder con propios “chrismas”.
      Este año quizá haya bellos motivos para “anaquear” a base de “nadales” comenzando por la primera tarjeta que recibimos, tan sencilla como sorprendente. Examinamos primero el anverso. Decía: “Universidad Hispano-Americana - La Rábida. - Cursos Universitarios para Maestros patrocinados por el Instituto Social de la Marina. – Premio “Jesús Arellano” de Poesía”.
      Un solo detalle hacía presumir en el anverso de que aquella tarjeta fuese un “nadal”: la viñeta de un angelito sosteniendo una estrella. Complicaba la cuestión la existencia de un pie de imprenta arosana. ¿Qué misterio había en aquella impresión    en Villagarcía de unos versos premiados en La Rábída?.
 
 
Premio “Jesús Arellano” de Poesía
El misterio quedó aclarado con dar la vuelta a la hoja; en el reverso figura el poema y a su pie un nombre muy familiar y querido: Jesús Garrido Alvarez. Sin embargo para nosotros fue un  descubrimiento el hecho de que  Jesús Garrido hiciese versos y tan excelentes que mereciesen ser premiados nada menos que en la Rábida, a dos pasos de Moguer donde nació aquel camerano universal llamado Juan Ramón Jiménez.
Precisamente el recuerdo de Juan Ramón es lo que inspira a Jesús Garrido:
 
“Llorad luna y sol ardiente
de los campos de Moguer,
que si os faltó Juan Ramón
ya nada podéis perder.
 
Platero, llora Platero
que Juan Ramón te está oyendo,
pues cuando se fue de aquí
tu alma llevaba dentro.
 
      Esto escribía en la Rábida, el 3 de Noviembre, Jesús Garrido. Estaba haciendo un curso de perfeccionamiento para “Maestros del Pósito” –como antes se llamaban- en aquella Universidad de Verano que, por lo que se advierte, también está abierta en otoño.
      Dejó bien sentado allí, donde partieron las carabelas de Colón, el pabellón  poético de Villagarcía y del Colegio León XIII que Garrido dirige. No en balde sucedió en la dirección a su gran amigo y gran poeta, Aquilino Iglesia Alvariño. ¡Cuánto se hubiera alegrado Aquilino de este inesperado éxito poético de Jesús Garrido! y compartiría la euforia de toda esa alegre y numerosísima familia de la que Jesús es estupendo patriarca.
      Esta Nochebuena, en la casa de Garrido en Carril habrá un nuevo e insólito motivo de alegría. Decimos insólito porque creemos que por primeras vez se festejará en ella de que el patriarca haya ganado un premio poético. Lo habitual en la casa de Garrido era festejar la llegada de un nuevo vástago, hasta que cubrieron enteramente una quiniela. Desde entonces comenzaron a llegar a casa de Garrido los nietos a pares, lo cual colma al más optimista de los gallegos de inmensa felicidad.
      Felicitemos nosotros al bondadoso maestro y patriarca, a su vuelta de la Rábida, donde seguro que dejó establecido con alguna familia numerosa de allí  el curioso “intercambio cultural” que ya sostiene con otra muy conocida residente en Santiago, con tanto éxito como el obtenido por Jesús Garrido con su “Recuerdo a Juan Ramón”.
B O R O B Ó
 
Escrito por Daniel Garrido •   Agregar un comentario   0 comentarios





 
Antonio Domingo de Mendoza Caamaño y Sotomayor, Virrey de Valencia
rss feed
Hijo del primer marqués de Vilagarcía, don Mauro, y de su sobrina doña Urraca de Mendoza, heredó como tal, el mayorazgo de Vista Alegre y Barrantes y el II Marquesado de Villagarcía. Tuvo otros cinco hermanos, uno de los cuales, don Baltasar de Mendoza Caamaño y Sotomayor fue colegial en el Colegio Mayor de Oviedo, familiar del Santo Oficio, canónigo y Dignidad de la Catedral de Santiago y por último, sumiller de cortina de S.M. Antonio Domingo de Mendoza casó con Juana Catalina de Rivera Ibáñez de Segovia Ronquillo y Fonseca, según las capitulaciones matrimoniales formalizadas en Santiago el 2 de mayo de 1660. Tuvo tres hijos, uno de los cuales, Antonio José, fue virrey del Perú en momentos muy difíciles para la monarquía española. El segundo, Álvaro, fue sumiller de cortina de S.M. y además arcediano de Trastámara, y la tercera, María Antonia, fue condesa de Villardompardo. El padre Crespo del Pozo anota que tuvo otro hijo, Fernando que llegaría al cargo de arzobispo de Farsalia. La importancia de Antonio Domingo en su cargo de virrey de Valencia radica en dos supuestos importantes: de una parte porque fue el Ultimo virrey que tuvo Valencia y la segunda, por la época tan delicada que le toco vivir. Fue nombrado virrey de Valencia en 1700 cuando el rey Carlos II estaba enfermo. Ya instalado en la capital levantina recibe el 3 de octubre de dicho año la noticia del fallecimiento del monarca, acompañada de su testamento, fechado el día 2, con el nombramiento de su sucesor en el trono,...Leer la continuación
Escrito por Víctor Viana •   Agregar un comentario   0 comentarios
 
La visita de Sorolla A Vilagarcía - Artículo ampliado
rss feed
Era el verano del año 1915 cuando uno de los pintores mas sobresalientes de la época llegaba a Villagarcia para pintar un cuadro que representaría a Galicia en un museo de los Estados Unidos, el cual ya tenía gran parte de su obra en el Museo de la Hispanic Society de Nueva York. Todo ello era posible gracias a que Archer Huntington, presidente de la Hispanic Society le dijera a Sorolla que eligiera el lugar más hermoso para que representara a Galicia bajo su óptica de pintor, y el pintor eligió Villagarcia y su ria. Con el pasar de los años y el hecho de que el citado cuadro estuviera en los Estados Unidos, aquella visita se fue olvidando y solo en el recuerdo de los descendientes de algunos de los personajes que habían intervenido en el cuadro existía de aquel 1915. Uno de los descendientes de aquel grupo de persona, D. Manuel R. Vega, es actualmente súbdito norteamericano y profesor universitario de arte en la ciudad de Nueva York. Su padre había acompañado a Sorolla por los alrededores de Villagarcia y poco después emigraría a los Estados Unidos. El profesor Vega nos ha enviado los recuerdos de la estancia de Sorolla en Villagarcia, que le fue contando su padre, y además, nos hace un comentario crítico, como experto en arte que es, sobre el cuadro de D. Joaquín. La amabilidad del profesor Vega le ha llevado a rebuscar entre los archivos del museo de la Hispanic Society, y ha encontrado un legado de documentos sobre Villagarcia de principios de siglo, así como una c...Leer la continuación
Escrito por Revista Histórica...  Agregar un comentario   0 comentarios
 
A formación da "Asociación Cultural Musical de Vilagarcía" no ano 1924
rss feed
La afición a la música existente en Villagarcía va a conducir a la formación de una Asociación Cultural Musical; así lo comunica “Galicia Nueva” en su edición del viernes, día 11 de Enero de 1924: “De Arte. Asociación de Cultura Musical: Ya está formada la delegación de la Asociación de Cultura Musical en Villagarcía. Pocos días han bastado a los entusiasmos de D. Luis Villaverde por la fusión de la más simpática de las agrupaciones villagarcianas. Vaya por ello nuestra entusiasta enhorabuena, ya que su labor nos permitirá oír, por lo menos una vez al mes, a las más ilustres personalidades y entidades artísticas”. La sensibilidad musical que siempre existió en Villagarcía quedó demostrada ante el entusiasta apoyo que esta iniciativa recibió de una parte muy numerosa de los villagarcianos. Tan pronto como se hubo abierto la inscripción, se sumaron a esta obra, anotándose en sus listas, las principales familias de la ciudad, mejor dicho, todo el Villagarcía de alguna significación. He aquí algunas de ellas: Sres. de Briones (D. V. y D. R.), Buhigas (D. L.), García Gorordo, Redondo, Lago, Rubianes, Gómez Caamaño, Fuentes, Rey Daviña, Riva Vila, Carrasco, Del Río Baladía (D. G. y D. F.), Cerecedo (D. F.), Del Río Crespo, Piñeiro Agrafojo (D. F.), Duaso (D. F.), Llovo Gómez (D. A. y D. F.), Alonso Pereira Tagarro, Castro, Serrapio, Viqueira (D. B.), Alvarez Vázquez, Reboredo, De la Cal, Brumbekc, Tenorio, Remirez de Esparza, Rey (D. M.), Sánchez (D. M.), Pedrido (D. J.), Rasilla (D....Leer la continuación
Escrito por Daniel Garrido •   Agregar un comentario   0 comentarios
 
Vign_IMG_20170104_0004

LUÍS SUÁREZ NA PRAIA COMPOSTELA NO ANO 1963


Tivo unha relación moi estreita con Vilagarcía e visitaba frecuentemente ao seu amigo Manolo López Vázquez, xogador do Arosa na tempada na que o equipo ascendeu a Segunda División. López Vázquez foi traballador da antiga fábrica de produtos químicos Mequinsa en Vilagarcía. Anteriormente ámbos foron xogadores do Deportivo da Coruña. Luís Suárez xogou en varias ocasións co Arosa en partidos amistosos ou benéficos. A carreira de Luís Suárez foi meteórica. Único xogador español que posúe o Balón de Ouro e xogador durante dez tempadas do Inter de Milán, posteriormente foi adestrador do mesmo. Cesión : Benjamín Rey
 
Xaquín Gómez Barros, o crego exemplar, loitador e amante Galicia rural
rss feed
Traballar coa xuventude é estar comezando sempre”. Era esta unha idea que o noso ben querido Xaquín Gómez Barros tiña presente de cotio e que adoitaba transmitirnos os que estábamos o seu redor, no seu abeiro. E como este xorne e espirito mozos son as que ten e mantén el mesmo, aplicoulle á súa propia vida tal receita: nunca quixo acomodarse e apoltronarse ou estancarse, porque é un home de talante amable e critico, reflexivo e moi dinámico. Porque é un exemplo de crego dos que se botan en falta hoxe na Igrexa galega e nos revoltos e tizaros tempos actuais; nun periodo historico ateigado de crises e complicacions, pouco dado ó optimismo, con moitas doses de desesperanza no presentee no porvir. Non obstante, a pesar de tanta sombra, os que aquí nos xuntamos nesta xornada onda Xaquin, entendo que somos dos que non queremos apuntamos ás derrotas e seguimos camiñando, como mellor podemos e sabemos. iDeus diante!: tanto pesimismo campante non pode estragarnos este encontro agardado e fermoso. Inda que sexa dun xeito resumido, quixera achegar aquí un retallo biográfico seu, froito da miña proximidade, admiración e amizade coa persoa que homenaxeamos. Estas breves notas son froito de varias lecturas, de vivencias persoais e das conversas que na compaña do amigo Luciano Pena lle gravamos no seu actual fogar de Cornazo, nunha tarde do mes de maio deste ano 2012, xa matinando neste acto de agarimo e de tantos reencontros que hoxe felizmente nos xunta. Para el e para nos, Xaquin, dende hai moitos anos...Leer la continuación
Escrito por Amancio Liñares G...  Agregar un comentario   0 comentarios
 
Escritores, poetas e artistas da Ría de Arousa no ano 1930
rss feed
No ano 1930 o xornalista Juan Carballeira publicaba na revista de tirada nacional “Estampa”un interesante e desenfadado artigo titulado “La Ría de Arosa, maravilla de Galicia… vió nacer a más de treinta escritores y artistas”. No devandito artigo fai mención a escritores tan consagrados como Castelao, Valle Inclán, Julio Camba ou Gil y Casal. Entre eles fai tamén una referencia a dous artistas de Carril, Moncha Ochoa Carrasco, naqueles anos recoñecida debuxante, e ao seu irmá Rafael Ochoa Carrasco, ceramista e pintor. ARTIGO. Cuando vino a Galicia, hace unos cinco años, don Francisco Grandmontagne y se encontró con las Rias Bajas, como suele llamárseles a las de Vigo, Pontevedra y Arosa, lanzó una teoría que se oponía al alto pensamiento lírico de Jorque Manrique cuando dice: “ Nuestras vidas son los ríos que van a dar a la mar, &nb...Leer la continuación
Escrito por Juan Carballeira ...  Agregar un comentario   0 comentarios
 
Escrito de F. Fernández Gil y Casal ao Concello de Vilagarcía - 1913
rss feed
ILUSTRE CORPORACIÓN MUNICIPAL DE VILLAGARCÍA. El que suscribe, vecino de esta villa, individuo de la Real Academia Gallega; de la Sociedad Arqueológica provincial y de la Sección Arqueológica de la Junta gestora de la Exposición gallega pasada; creyendo un deber contribuir con sus modestos conocimientos al mayor engrandecimiento del pueblo en que habita, atentamente expone: Que unidos oficialmente los tres Ayuntamientos de Villagarcía, Carril y Villajuán y, por ellos también, los ya desde muy antiguo por vínculos morales y sanguíneos unidos grupos de moradores que los integran para formar uno solo y grande pueblo, cual le corresponde ser al emporio de tan rica y hermosa región gallega, les falta una expresión heráldica que oficialmente los signifique en sus documentos oficiales, en los públicos regocijos y más a que haya lugar, expresión simbólica de su grandeza, que sea basada en hechos históricos, y de la cual, justificada, no han gozado hasta el presente ninguno de los tres pueblos. Doy por enterada a la docta Corporación de todos los simbolismos de la ciencia heráldica. y al exponer a su atenta consideración el escudo blasonado que acompaño, no haré más que la parte de reseña histórica necesaria, para acreditar el empleo de las empresas que lo blasonan y su razón de ser. Sabido es de todos el uso de los castros, para el atalayamiento y defensa del país, por los pobladores prehistóricos de la región galaica en especial, defensas utilizadas des...Leer la continuación
Escrito por F. Fernández Gil ...  Agregar un comentario   0 comentarios
 
Enrique Rodríguez Lafuente, Alcalde de Vilagarcía en 1923