search_left
"Unha ventá para o recordo"
A Vilagarcía antiga
 

XORNAIS NA HISTORIA DE VILAGARCÍA DE AROUSA

 
Vign_periodicos_15
LA “EDAD DE ORO DEL PERIODISMO” EN VILAGARCIA
Con el año 1.905 se inicia lo que podríamos calificar de “época dorada del periodismo arousano y especialmente en Vilagarcía”. Da la impresión como si el dinamismo de la vida a través de sus puntos clave, tales como, el puerto, el ferrocarril, la Cámara de Comercio, el Ayuntamiento, etc. transmutasen su dinamismo al periodismo, haciendo de éste, correas de transmisión del activismo comercial para hacer del periódico el espejo de la ciudad. Hay como una loca carrera por hacer surgir periódicos nuevos después del cierre de otro, o para relalzar  el mismo periódico cerrado tiempo antes. Hasta 14 periódicos surgieron en apenas cinco años, para una población de escasamente los 10.000 habitantes, que, en definitiva, expresaban el movimiento y actividad del pueblo. Así, a través de muelle de Vilagarcía, en 1.905 salieron más de 3.500 personas; en 1.906, casi 6.000; en 1.907 aproximadamente 4,525; en 1.908 sobrepasan los 4.800 pasajeros; en 1.907 suman los 3.681, y en 1.910 de acercan a los 4.700. Si a ello unimos el tráfico de mercancías, las pequeñas industrias de Carril y Vilagarcía, el ferrocarril, etc., vemos como en definitiva su expresión escrita tuvieron que ser, por lógica, los nuevos periódicos que inundaron Villagarcía por aquellos años.
Dicha edad de oro del periodismo, debió ser el reflejo de lo que ocurría a nivel europeo sobre todo. Así, revisando los datos de una publicación de principios  de siglo tan prestigiosa como era la “Revista Bibliográfica de Francia”, aparecen las siguientes cifras de periódicos que se publicaban en el año 1.908 en una serie de naciones: Francia, 8.940; Alemania 8.050; Gran Bretaña 4.329; Italia 3.068; Bélgica 2.033; Rusia 1.661; Países Bajos 1.402; España 1.350; Suiza 1.332 periódicos. Víctor Viana

Transcripción  completa .  Mary Gallego Suárez

 
 
La publicidad de los vinos en los antiguos periódicos de Villagarcía
rss feed
En los periódicos antiguos de Villagarcía, la propaganda de los vinos era tan importante, que constituían gran parte del sistema publicitario de principios de siglo. Resulta curioso como la propaganda se hacía poniendo en primer lugar el vino, no el local, y como derivación se incitaba al presunto taceador a conectar con el bar o taberna. Probablemente, el periódico más satírico de los que han existido en Villagarcía «El Percebe», decía en uno de sus anuncios: MANUAL DE ASCOMOLES. Recetas útiles para: dirigir periódicos, dirigir comparsas de carnaval, catar morapios, redactar lo que se pida, analizar amílicos, etc. El más literario de los anuncios, se publica en 1915 en «Galicia Nueva» con los siguientes versos: «Paladares delicados! / Obras obriñas d'o Porto / Patria chica... meu Ferrazo / Xa sei qu'estades paradas. / por falta viño Dopazo. / Oxe haino selecto. / d'o más grande resoleo / Probádelo! / Libro: «cinco cans» / Callejón de Cobián». Y lo más curioso, es que, otras empresas aprovechaban estos versos para hacer la propaganda de otros artículos, y así velamos como en el mismo periódico aparecía el siguiente poema: «Ni los vinos de Dopazo / ni la fusión borrascosa / harán ruido tan grande / como el Espuma de Arosa / de venta perfumería: Esa». Otros periódicos, intentaban hacer una propaganda más seria del vino, y por ello «El Pueblo&ra...Leer la continuación
Escrito por Víctor Viana •   Agregar un comentario   0 comentarios
 
“GALICIA NUEVA” . O Xornal por excelencia de Vilagarcía de Arousa

GALICIA NUEVA

28/02/2014 10:09:11
Ha sido el periódico por excelencia de Villagarcia. El más representativo de toda una etapa histórica de la ciudad, de la Ría de Arosa y del Salnés. Su vida tipográfica fue reflejo del pensamiento villagarciano y por eso su liberalismo era la expresión de la vida de aquellos días. El liberalismo político, económico y cultural quedó debidamente escrito en Galicia Nueva como prolongación de la sociedad villagarciana. Incluso el saludo al Directorio Militar del periódico no era sino la expresión de la comarca, y aún así, no tuvo inconveniente en aceptar crónicas contrarias a la política del General Primo de Rivera con las consabidas repercusiones económicas, al igual que le ocurrió a otros periódicos gallegos. Solo el inicio de la guerra civil acabó con su liberalismo.
Su posición ante los problemas de Galicia fue tajante: Defensa a ultranza de los intereses gallegos enfrentándose al caciquismo y el retraso económico, social y político. Fiel reflejo de ello fueron las crónicas de Basilio Álvarez, Joaquín Núñez de Couto, etc., y la descripción minuciosa que hace cualquier manifestación agraria tal como ingresos, reuniones, asambleas, etc. 
Su relación con Villagarcía le denota como publicación eminentemente local y lo que ello arrastra: críticas municipales, noticias minuciosas de cuanto ocurre, elevación a los poderes públicos de sus problemas, y muy especialmente el tema que se hizo constante desde 1.907: el puerto de Villagarcía. Por ello, las huelgas, el tráfico comercial, las compañías navieras, consignatarias, las comunicaciones, la aduana, etc., que en definitiva representaba la vida de Villagarcía, era tema primordial del periódico, y todo ello podría ser ya suficiente como explicación de la vida de “Galicia Nueva” hasta 1.938.
El ejemplar número 1 de Galicia Nueva salió en marzo de 1.907, y el él aparecen dos editoriales dignas de recordarse: La primera se debe a la pluma de Alfredo Vicente, con el título de “Tiempos llegan”, que envió desde Madrid y que relataba si primera impresión sobre Villagarcía.
La otra editorial del ejemplar primero, viene firmada por José Gándara, que junto con su hermano eran los dueños del periódico, e intenta hacer una síntesis  de lo que en opinión del ministro de fomento, González Besada, debe ser una de sus grandes misiones: conseguir la unión de Carril, Villajuán y Villagarcía, imprescindible para el crecimiento de la zona.
La dirección del periódico estaba a cargo de Francisco Cano, y como depositario general  D. Remigio Valladares. La redacción de “Galicia Nueva” en Villagarcía estaba en la calle Duque de Rivas, mientras que en Madrid tenía como una especia de redacción auxiliar a cargo de la agencia Moderna, en el número 4 de la calle Montera.
Sus primeros precios eran: En Villagarcía, una peseta por el abono al periódico de un mes; para el resto de España, un trimestre costaba tres pesetas y 50 céntimos; y para el extranjero, 30 pesetas el abono de un año entero.
Serán precisamente los precios de los ejemplares de “Galicia Nueva”, junto con los de su publicidad y el de los viajes a América, los que nos servirán para ver la evolución de los precios hasta 1.938.
Juan Gándara, uno de los hermanos propietarios, aparece como director, según una nota de Juan Antonio Durán, en el año 1.910, y probablemente lo siguió siendo hasta el año 1.918, en que José Benito Fernández Peón, procurados de los Tribunales, compra el periódico, y de hecho, ejerce como director del mismo, que por aquellos años tenía sus talleres y dirección todavía en la plaza de Ravella.
En el año 1.923, aparece como director, el que de alguna forma ha sido el alma del periódico desde su incorporación al mismo: Delfín M. Estévez, que hasta su muerte en 1.929, trató de continuar con su carácter liberal, saliendo a la calle a pesar de las vicisitudes de la época. Con su muerte, es de nuevo José Benito Fernández Peón quien se ocupa de su dirección cuando ya el periódico llevaba algún tiempo en sus nuevos talleres en la calle Ramón Y Cajal, nº 16.
Los precios del periódico fueron variando de la siguiente forma: 
Para 1.916: número suelto, 5 céntimos; en Villagarcía, suscripción de un mes 1,25 pesetas; en el resto de España, un trimestre costaba 4,75 pesetas y en el extranjero, un año suponía el pago de 40 pesetas.
En 1.920:
Para Villagarcía, un mes 2 pesetas; en el resto de España, 6 pesetas por trimestre, y en el extranjero, un año costaba 90 pesetas.
Por su parte, el precio de la publicidad, fue el siguente:
Para 1.920: una línea en primera plana, 0,25 pesetas; en segunda plana 0,20 pesetas y en tercera, 0,20 pesetas.
Para 1.921: 40 céntimos; 35 céntimos y 20 céntimos, respectivamente.
Para 1.922 solo hay una variación en los precios de la tercera páginaque apsa a ser de 30 céntimos la línea, manteniéndose igual las otras.
En 1.928: una línea en la primera y segunda página cuesta 80 céntimos, mientras que en la tercera y cuarta vale 60 céntimos.
La salida de “Galicia Nueva” a la calle, así como sus tiradas, tuvieron una serie de alteraciones de acuerdo con la situación general del país, del mundo, del precio del papel y de la propia organización del periódico. Así, en 1.917, probablemente como consecuencia de la escasez y precio del papel prensa, del 10 al 13 de enero, aparece con sólo una hoja: Situación que se repite del 17 al 23 de agosto del mismo año, así como en Enero y una semana de Marzo de 1.918.
La situación se ve cada vez agravada con el final de la primera guerra mundial, hasta que en 1.921, en el número del 10 de Abril de dicho año, número de ejemplar 5.441, deja de aparecer, constituyendo de este modo una  especie de primera época del periódico.
Surge de nuevo el día 1 de julio de dicho año, anteponiendo en primera página una nota llamada “Reaparecer”, en la que da las gracias a los lectores del periódico indicando que a medida que la cotización del papel “nos vaya permitiendo, iremos bonificando proporcionalmente a los abonados”. Acaba la nota diciendo: “lector, por tu omnímodo deseo, tu desprendimiento liberal… has acelerado la reaparición de Galicia Nueva”. Y como, efectivamente, el papel es caro a consecuencia de las derivaciones económicas de la guerra, el precio del ejemplar sube a 15 céntimos.
Hay, curiosamente, excepciones en más número de páginas, aunque escasas: en el año 1.929, los días 9 de Mayo y 25 de Agosto, sale con 6 páginas.
En el último año de la vida del periódico, 1.938, se reproducen las causas y efectos: hay disminución del papel prensa a causa de la guerra civil, y como consecuencia, en Marzo de dicho año aparecen ejemplares con solo dos páginas, así como en el mes de Abril. Durante Junio de dicho año, la regla general es que aparezca con sólo dos páginas hasta el día  30 de dicho mes, último ejemplar del que se tiene referencia.
La tirada más grande de “Galicia Nueva” fue en 1.913, en que llegó a los 1.000 ejemplares diarios, cota alta si se piensa en la época y el lugar.
Durante los años de la Primera Guerra Mundial, los acontecimientos bélicos ocupan la parte diaria del periódico, con cierta tendencia pro-aliada, aunque aceptada toda clase de críticas y comentarios sobre los acontecimientos. Ello, unido a la publicidad, que frecuentemente ocupaba un tercio del periódico, dejaba aún espacio suficiente para los problemas nacionales, de Galicia, y de Villagarcía.
Hay años, curiosamente, en que determinados temas son más comentados. Por ejemplo, en 1.916 son frecuentes los artículos sobre Portugal. 
En 1.917 aparece una novedad en primera página: fotografías y dibujos acerca de la guerra mundial, que le hace entrar en la tendencia periodística que ya se estaba produciendo en España en cuanto a la inserción de fotografías.
En 1.920 la caída del periódico es evidente; se llega a una tirada de 400 ejemplares diarios.
Para 1.922 se aprecia un aumentos de los reportajes destinados a la emigración y sus problemas: compañías de navegación, puerto, consulados, así como un mayor número de reseñas sobre el ayuntamiento y las sesiones municipales, lo cual curiosamente coincide con el inicio como alcalde de Gómez Paratcha, en contraste con la escasez de noticias municipales cuando anteriormente era alcalde Valentín Viqueira. Aunque el final de la guerra marca un descenso en la tirada, no ocurre lo mismo con la publicidad, la cual llega, por ejemplo en 1.924, a ser casi los dos tercios del periódico, lo cual contrasta con la languidez de las publicaciones y la poca agresividad que le caracterizaba en años anteriores y posteriores a la primera guerra mundial. Sólo los artículos referentes al ferrocarril central gallego y su importancia para el desarrollo de Galicia es tratado de forma habitual y enérgica. Una curiosa noticia decía, que desde Villagarcía a Madrid podría costar el viaje 28 horas en tren.
Una excepción notable a esa languidez la constituyen los ejemplares correspondientes a los meses finales de 1.923, a causa del golpe del General Primo de Rivera, que fue francamente aplaudido por el periódico a causa de la regresión que en todos los órdenes señalaba el periódico en años anteriores. Aún en 1.928 se notaba proclive a la política del general. Un artículo de dicho año decía que: “… examinado al afirmar que aquí todos somos de Unión Patriótica, como pueden afirmar orgullosos nuestros comisionados cuando el día 13 de Septiembre presenten sus credenciales al nacional y cuando rindan al marqués de Estella el homenaje de admiración y acatamiento que le debemos todos los españoles”.
La muerte de su director Delfín M. Estévez en 1.929, supone una nueva regresión del periódico. Se hacen más frecuentes las editoriales copiadas de otros periódicos, así como artículos y escritos de periodistas de otras publicaciones de España y de Galicia, y aunque en 1.931, sirve el puerto como excusa de frecuentes escritos, solo la llegada de la II República en Abril de 1.931 trae cierta novedad periodística: hay un aumento en las noticias de primera página en detrimento de artículos copiados, y resurgen los artículos acerca de la vida municipal (escrito en favor de González Garra como alcalde, la figura de Elpidio Villaverde como mandatario municipal, etc.)
1.933 es un año especialmente interesante por el decidido apoyo de “Galicia Nueva” en favor del Estatuto de Galicia, tendencia que se nota en años posteriores, hasta la llegada de Julio de 1936, que señala el final de la independencia periodística del diario de Villagarcía.
La Guerra Civil transfiere a “Galicia Nueva” el ambiente bélico del momento. Así, el encabezamiento del periódico, a partir de Julio de 1.936 será “Del Movimiento Cívico Militar”, el cual se mantendrá hasta el día 2 de Diciembre de dicho año en que es reemplazado por un gran título el día 22 de dicho mes: “Una Patria – Un Estado – “Un Caudillo” , “Una Patria: España – Un Caudillo: Franco”.
“Galicia Nueva” se convierte en este tiempo, lo que cualquier publicación en cualquiera de los dos bandos, más disciplinado por supuesto que en la otra zona contendiente por no tener diversidad de partidos y facciones, pero con total supeditación al poder establecido en Galicia, y por ello, en 1.937 son frecuentes los slogans que aparecen en sus páginas: “Vigilad todo espionaje enemigo y detened y denunciad a los traidores” o “Escucha las radios españolas. Lee periódicos españoles. No escuches las radios enemigas, ni leas la prensa enemiga”, o “Los murmuradores, los insidiosos y los traidores, como tales hay que tratarlos”.
Con todo, 1.937, tiene un ligero respiro comercial periodístico, al anunciar de vez en cuando, junto a las notas de guerra, notas como: “El que no anuncia no vende”,
Tanto 1.936 como 1.937 y 1.938, son años dedicados a las noticias, sobre todo, de la Guerra Civil, con evidente intento de contribuir al triunfalismo, y sobre todo a las noticias diarias que más afectan al pueblo, tal como la llegada de contingentes o heridos, o el hospital militar de Villagarcía con las guardias de su personal sanitario, los donativos para el hospital y los soldados… y alguna nota curiosa, tal como aparece en 1.937 en la que se lee que el gobernador civil de Pontevedra ha impuesto una multa a 8 personas de la Isla de Arosa consistente en 100 pesetas a cada una, por entregar cantidades insignificantes de dinero como ayuda al plato único, de acuerdo con su nivel de vida.
 
VILLAGARCÍA EN “Galicia Nueva”
Villagarcía es, lógicamente, el eje del periódico y, por ello, sus noticias y comentarios pueden ser catalogados como la base de sus ventas. Esquematizamos en este apartado algunas de las noticias que en su día fueron importantes para Villagarcía y su comarca -histórica, sentimental, económica, social o políticamente- reseñadas en Galicia Nueva:
Año 1.915
2 de Marzo: es nombrado Ministro de Asuntos Exteriores de Uruguay. D. Manuel B. Otero, sobrino del villagarciano Agustín Romero.
7 de Marzo: En la real Academia de la Historia, el Marqués de Ceralto lee los descubrimientos arqueológicos de D. Juan Gil y Casal.
16 de Abril: El vilanovense Valle Inclán ha solicitado al Ministro de Gracia y Justicia, la rehabilitación de los títulos de Marqués del Valle y Vizconde de Viexin, que por razón de herencia le corresponden.
31 de Mayo: Se crea en Villagarcía la Junta para la Represión de la trata de blancas.
3 de Junio: El “Demerara”, que habitualmente hace la ruta Villagarcía-Argentina, en peligro a causa de la actividad de los submarinos alemanes.
26 de Julio: Organizado por el equipo de Villagarcía, Alfonso XIII, la llamada “Copa Marqués Aranda” de fútbol, para equipos regionales.
Año 1.916  
3 de Marzo: Se forma en Villagarcía “Exploradores de España” con Julio de la Peña como presidente; Juan Gándara como vicepresidente; y como directores de sección, José Benito Fernández Peón, Delfín M. Estévez y Segundo Reigada. Estos tres últimos muy ligados a Galicia Nueva.
Abril: A lo largo de todo el mes, se gestiona la formación de la Comisión que irá a Madrid para gestionar mejoras en la villa. Los agricultores y obreros delegan en Urioste para dicha Comisión.
10 de Abril: Mitin en el salón Villagarcía en el día de ayer: Forman la Mesa Presidencial entre otros, el presidente de la Sociedad de Carpinteros, José Benito García. Habla Laureano Gómez Paratcha, que dice que los poderes públicos tienen abandonado el pueblo y que hay que invertir en obras públicas.
13 de Abril: La Comisión de Villagarcía se entrevista en Madrid con los poderes públicos. Se les pide especialmente carbón para la ría de Arosa.
17 de Abril: Regresa la Comisión de Madrid. Trae entre otros regalos, una beca para el artista villagarciano Manolo Rey, para realizar estudios en el extranjero.
18 de Abril: Se exponen las tres esferas para las Escuelas Públicas que han donado para Villagarcía la Sociedad de Argentina Fiat Luz y Pro Ciudad de Arosa.
5 de Mayo: Llegan a Villagarcía los 18 náufragos de un buque francés hundido por submnarinos alemanes.
Año 1.917
10 de Octubre: Aparece una curiosa nota sobre donativos para la Cruz Roja Inglesa con los consiguientes donativos:
          Charles Lessner…………  100 pesetas
          John Trulock…………….    25 pesetas
          H.S. Turral……………….      5 pesetas
          Miss Baker………………    10 pesetas
y en días sucesivos se engrosa con:
          Mr. Y  Mrs. M. Joud……… 1,5 libras
          T. Cuming, Carlos Golud, etc.   
Año 1.918
15 de Julio: En la propaganda del Colegio León XIII aparece la siguiente nota: Director Joaquín Núñez de Couto. Los alimnos serán internos, vigilados y externos. Plaza Dr. Carús, nº 7
Año 1.919
15 de Mayo: El aviador Piñeiro regresa de Madrid: Allí estuvo 4 meses realizando vuelos en prácticas, de unos aparatos de construcción española. Pronto irá a Cuba, en donde el gobierno de dicha nación, tiene el propósito de encomendarle la dirección de una escuela de aviación civil que se establecerá en la capital de la isla.
8 de Junio: Muere John Trulock, director de la West Galicia Railway Company. Viuda: Josefina Bertorini. Hijos: María, margarita, Juan, Camilo, María del Carmen, Ana y Jorge: Hijos políticos: Camilo Cela, Eduardo R. Losada e Iria.
17 de Junio: Llega a Iria Juan Trulock Bertorini, capitán y héroe de la aviación británica y nacido en Villagarcía.
Año 1.923.
Junio: Pesonal del Colegio León XIII de Villagarcía:  Director: José Núñez Búa, Profesores: Inocencio Díaz, Ramón Otero, Adolfo C. Mosquera, Ismael Sánchez Puga, José Márquez, Manuel Abalo Abad, Ricardo Alarcón, Luis Villaverde, Julio Cordal y  José de la Torre.
Año 1.924
30 de Mayo: La banda de música toca por primera vez la sinfonía “Ría de Arosa”, del maestro Carreras.
Año 1.925
7 de Abril: Agustín Romero recibe la Cruz de Beneficencia.
Año 1.927.
Agosto: Numerosas noticias sobre el púgil Pantera de Arosa y sus triunfos.
27 de Septiembre: Los Reyes de España llegan a Villagarcía.
Año 1.928
27 de Julio: El general Martínez Anido llega a Villagarcía
Agosto: Continúan las crónicas sobre el púgil Pantera de Arosa.
Diciembre: En la Junta General del Circuito Artístico Mercantil y Recreativo salen como presidente Adolfo Llovo Pérez y como vicepresidente Jesús Pedrido.
5 de Diciembre: El gobierno concede al Ayuntamiento de Villagarcía el trozo de la marisma en la desembocadura del río del Con.
1.929
Febrero: Sale en la Gaceta de Madrid (fecha 15-1-1.929) orden por la que se rebaja de categoría la Comandancia de Marina de Villagarcía, a la cual sigue carta del Alcalde (fecha 22-1-1.929) solicitando de nuevo la subida de categoría de la citada Comandancia, alegando que es la segunda en España en número de inscritos, después de la de Bilbao.
16 de Agosto: Se inaugura la Plaza de Abastos y el Grupo Escolar por don José Calvo Sotelo.
Año 1.930.
14 de Abril: Se expulsa del río del Con a un campamento de griegos.
17 de Abril: Se inicia la suscripción para regalar al Ayuntamiento la bandera de Galicia. Los donativos se entregarán en la redacción de Galicia Nueva y en la droguería de Luis Bouza Trillo.
Año 1.931
14 de Abril: En las elecciones de Villagarcía los resultados han sido:
Grupo de González Garra…….. 13 concejales
Republicanos……………………….. 5 concejales
Unión Monárquica……………….  3 concejales
16 de Abril: El alcalde en funciones Teodosio González hace entrega del Ayuntamiento al sr. Villaverde como representante del gobierno y se constituye la Junta Provisional bajo su mandato.
17 de Abril: bando de Elpidio Villaverde como alcalde-presidente de la Comisión Gestora del Ayuntamiento: “Me he posesionado en virtud de órdenes de la superioridad, de la alcald´´ia de este pueblo, quedando constituída la Junta Provisional que ha de regir interinamente los destinos del municipio integrado por los concejales republicanos últimamente elegidos”
Año 1.933
20 de Diciembre: Queda formalizada la “Fundación Reboredo” creada por Luis García Reboredo Isla y que pretende en rpincipio la construcción de un centro de enseñanza para 40 niños con viviendas para los profesores.
Año 1.936
Enero: Alcalde de Villagarcía: Valentín Briones Rey 
Julio: Se inicia el “Movimiento Cívico Militar”, con noticias sociales y militares de Villagarcía y el resto de Galicia y España.
Año 1.938
31 de Mayo: Se recibe un escrito de D. Erwin Willisch comunicando que “a partir de mañana, día 1 de junio, empezará a regir el alumbrado público en la Isla de Arosa.
 
NUEVOS PERIÓDICOS en “Galicia Nueva”
Como era tradicional en las publicaciones de la época, cualquier nuevo periódico, revista, libro, etc. que se recibiera en la redacción era insertado como “recibido” en las crónicas locales o regionales y por ello, a través de las páginas del diario villagarciano, podemos conocer la feha de aparición de una serie de periódicos, gran número de los mismos conocida, aunque por la rareza de su publicación o lugar  de redacción o de tema, prácticamente estaban en el anonimato.
Año 1.916
Abril: Sale próximamente “La Diana” en la Puebla del Caramiñal
Año 1.920.
Enero: Sale en santiago de Compostela “Redacción Gallega”, dirigida por Adolfo Gómez Portela, y que es continuación de “Ideal Campesino”.
Abril: Se recibe el primer número de “Arosa Sportiva”, de Villagarcía, y se anuncia que en breve se pondrá a la venta el primero número de “La Noticia” de Pontevedra.
Noviembre: se anuncia la salida de la revista “Nos”
Año 1.923
Marzo: Inicia en Lugo la publicación “La Provincia”
Septiembre: Se recibe el número uno de “Alborada”, de Monforte.
Diciembre: Sale “El Postín”, de La Coruña.
Año 1.924
Enero: Reaparece el periódico de Vigo “La Concordia”
Junio: Sale “El Rayo”, de Orense.
Agosto: Surge el número 1 de “faro de la tarde”, de Vigo.
Año 1.925
Enero: se publica “Suevia”, de Puente Caldelas.
Año 1.930
Febrero: Aparece “Momento” en La Coruña.
Mayo: Comienza a publicarse “Galicia”, de Orense, órgano de la Unión Monárquica Nacional.
Año 1.931
Marzo: Se recibe el primer ejemplar de “Avante” , de Villagarcía.
Año 1.932
Abril:  Sale en Ferrol “El Gráfico”
Noviembre: Se recibe el número uno de “La Voz del Agro”
Año 1.933
Febrero: Se recibe el primer ejemplar de “El Día”, bajo la dirección del colaborador de “Galicia Nueva” Victoriano Fernández Asís.
Diciembre: Sale en Santiago “Unidad”.
1.937
Con el inicio de la Guerra Civil, se comentan en Galicia Nueva las vicisitudes de una serie de periódicos gallegos. Así, en este año aparece una nota que indica que le periódico “La Zarpa” de Orense, pasa en el futuro a denominarse “Rumbo”, dependiendo en lo sucesivo de Falange Española, e igualmente le ocurre lo mismo a “El Pueblo Gallego”, de Vigo.
 
 
EL AGRARISMO EN “Galicia Nueva”
Prácticamente desde el inicio del periódico, toma posesión clara sobre el agrarismo convirtiéndose en defensor de las reivindicaciones de dicho movimiento.
Ya en 1.908 aparecen notas acerca de convocatorias agrarias, tal como en abril por la Unión Campesina, recién fundado el diario, y continúan todos los años, a veces con colaboraciones extraordinarias, tal como en octubre de 1.912 con las campañas de Basilio Álvarez, o la inauguración en Cambados de un Local Agrario, a la que asiste Ramón Cabanillas, etc.
Fueron los años anterior y posterior a la primera Gran Guerra cuando el pro-agrarismo de Galicia Nueva se hace más evidente, siendo el año 1.915 de carácter un tanto especial al ser nominada Villagarcía como sede oficial del Congreso Agrario Provincial de Pontevedra.
Las cartas, alusiones y comentarios tanto antes como durante y después del Consejo Agrario de Villagarcía, fueron fielmente transcritas por “Galicia Nueva”, demostrando una vez más el carácter liberal del periódico.
Con la inauguración de la nueva sede  de la Sociedad de Labradores de Caldas, y la posterior visita a la Escuela de Paradela, sostenida por los emigrantes de Bayón y Paradela, el diario deja constancia de la enormidad del movimiento agrario en esta parte del Salnés a través de sus reportajes.
La posterior preparación del Consejo Agrario en Villagarcía, que se celebraría en Julio de 1.915, se transforma en un constante movimiento del periódico en su apoyo, con cartas incluso de Portela Valladares dirigidas al Presidente de la federación Agraria de Cambados, indicándole que “contrasta en Galicia la perspectiva desolada, mísera que sólo daños trae en todos los órdenes, ofrecida por los llamados montes públicos, y la visión de trabajo, de cuidado, de fecundidad y de riqueza que tienen los montes de propiedad particular. Si en el resto de España puede decirse que entregar los montes a la propiedad particular equivale a despoblarlos y talarlos, en Galicia, nuestro pequeño labrador, sin otros medios que sus brazos, es garantía completa de que las cumbres más peladas al pasar a posesión suya han de cubrirse de pinos y bosques”.
Cuando por pin el Congreso Agrario Provincial se celebra en Villagarcía, gracias sobre todo al entusiasmo de Núñez de Couto, colaborador de “Galicia Nueva”, puede decirse con orgullo que entre Villagarcía y Villajuan hay más de 1.500 socios en el movimiento agrario. Con el impulso del periódico local en pro del agrarismo, otras publicaciones gallegas se suman al movimiento y por ello apoyan y envían sus corresponsales para dar la más completa información  a sus lectores. Así, el pueblo acoge a periodistas de “El Eco de La Estrada”; “El Tea” de Ponteareas; “La Opinión” de Redondela; “El Heraldo Guardés”; “El Pueblo” de Villagarcía, “El Pueblo” de Vigo, “El Pueblo” de Redondela, etc.
La prensa de Villagarcía, bajo las crónicas de Quirós, es tajante en su ataque al alcalde de Villagarcía de aquel entonces por su notorio apartamiento del Congreso Agrario. Dice “Galicia Nueva: “Y padece un alcalde tan desatento, tan soberbio y tan ignorante de sus deberes alcaldescos como jamás se ha visto en el pueblo rural más remoto de toda la redondez de la tierra. Sinceramente, por mero deber de educación, de cortesía y de buena ciencia, todas las personas, desde el Sr. Dato al más humilde ciudadano, has respondido a la invitación de la Comisión Organizadora del Congreso, interesándose por su éxito, aplaudiendo sin reservas la mayoría de los temas publicados y ofreciendo su concurso para llevarlo a la práctica. Y el alcalde de Villagarcía, olvidando los más rudimentarios deberes de su cargo, ha faltado a los demás elementales principios de hidalguía y hospitalidad, ha cometido la falta –no queremos decir grosería- de no ofrecer sus servicios a la Comisión Organizadora, y dar la bienvenida a los señores congresistas en nombre  del pueblo o en nombre de Su Majestad el rey, que tuvo a bien nombrarlo para el cargo que desempeña. ¡Qué vergüenza! ¿Y hay pueblos que dejan impunes esas faltas de consideración y de respeto con los forasteros?”.
Pronto el alcalde se tomó la revancha contra los agraristas de Villagarcia, prohibiendo un mitin en Villajuan, lo que obligó a los líderes agraristas de la zona a tener que acudir al gobernador exponiéndole el caso, el cual, a través de una carta en Galicia Nueva, indica afortunadamente  que “los organizadores de Villajuan me indican que desean celebrar un mitin en local cerrado con pared y alambrada. Si no hay otras razones que lo impidan, no veo que haya inconveniente en que lo autorice”. La posterior organización de la Sexta Asamblea Agraria, a celebrar en Septiembre en Redondela, supuso para el periódico un nuevo motivo de crónicas positivas para llevar a la práctica cuantas sugerencias se habían hecho en Villagarcía, contando en este caso con la adhesión del Presidente del Consejo de Ministros y del Congreso, todo lo cual nos habla, en definitiva, del empuje que por entonces tenía en movimiento agrarista y del total apoyo que “Galicia Nueva” prestó al mismo.
 
LAS VISITAS DE LAS FLOTAS DE GUERRA EXTRANJERAS EN “Galicia Nueva”
La primera noticia sobre este tipo de visitas marítimas, las da el n´´umero correspondiente al 22 de Abril de 1.907, con la siguiente nota: “Fondea en Villagarcía una división de acorazados ingleses: Caesar, Albermale, Carnwallis, Duncan, Arrogant, y Diamon, AL MANDO DEL ALMIRANTE Sir Assheton Curzon Howe, que arbola la insignia en el Caesar.
Ya en 1.908 , la noticia sale en el mes de que será rutinario en los próximos años hasta 1-936, en Enero, en cl correspondiente al día 26, anunciando la entrada a la ría de los acorazados Exmouth, Rusell, Albion, Albermale, y el crucero prototipo Arrogant
Galicia Nueva seguiría puntual noticia de las llegadas de flotas de guerra extranjeras, especialmente de la Royal Navy, ya que las otras, provenientes de Francis, Alemania y Suecia lo hicieron con menos regularidad.
Las notas conmemorativas, solo tienen de interrupción de la Primera Guerra mundial, pero ya finalizada ésta, los barcos regresan a Villagarcía puntualmente, como si fuera obligatorio anualmente, destacando noticias como,  por ejemplo en 1.927, anunciando la llegada de más de 60 grandes buques de guerra ingleses, o en 1.933, en que relata la entrada de la segunda escuadra de combate formada por los acorazados Nelson, Warspite, Rodney, Malaya y Valian, junto a dos escuadras de cruceros, y todo ello al mando de cuatro almirantes: Kelley, French; James C.B. Y Ashley Rushton.
Con frecuencia anuncia la entrada de portaaviones, e incluso maniobras aeronavales y, con más tristeza, la muerte y entierro de un marino inglés en el el “British Naval Cementery”.
Por “Galicia Nueva” sabemos de fechas en que llegaron a la vez, en el mismo año, flotas de guerra inglesas y alemanas, tal como ocurrió el 1.929, en que 48 navíos de guerra de la Gran Bretaña, al mando del almirante Sir Hubert G. Brand, casia tropiezan con otra escuadra alemana, formada por 13 navíos con acorazados, destructores, torpederos, etc. al mando del almirante Oldekop. “Galicia Nueva” relata la disciplina y costumbres de los alemanes, tan distintas de los ingleses y franceses, tal como cuando comenta cómo acuden los marinos germanos católicos a la iglesia Parroquial, a la Santa Misa, en perfecta formación, como si se tratara de un desfile, o cuando son recibidos estos mismos marinos alemanes en Santiago por altas figuras de la Iglesia Compostelana en su visita a la Catedral.
La picaresca es también narrada por el periódico local, al recoger y publicar cartas de vecinos indignados contra el Ayuntamiento ante el espectáculo de la visita de los marinos ingleses y la llegada al municipio de cuantos vagabundos y pedigüeños había en Galicia tras los codiciados extranjeros en busca de algunos peniques.
De todos los grandes buques que visitaron Arosa Bay, el más conocido, por ser por aquellos años el orgullo de Inglaterra, fue el Hood, y gracias dl diario local sabemos que llegó en visita por primera vez el 17 de Enero de 1.021, para seguir haciéndolo el 27 de Febrero del mismo año, y ya después en 1.922, 1.926, 1.927, 1.929, 1.933, 1.934 y 1.935, y en todas sus visitas el tradicional ceremonial por parte de las autoridades villagarcianas, con sus entradas al ayuntamiento, la vuelta a los buques insignias por parte del alcalde, los conciertos  de música en cualquier calle de Villagarcia, etc.
También las visitas de la flota de guerra francesa quedaron reflejadas en “Galicia Nueva” durante los años 1.925, 1.926, 1.929, 1.934, 1.935 y 1.936, y con todo ello una curiosa nota aparecida en el periódico en el último año de visita francesa, referida a sus marinos: “Estos días, el espectáculo era constante. El marino francés es fiel adorador de Baco, pues todos andaban estos días con escasa seguridad y harto alegres como nos revelaban sus cantos, payasadas y golpes; la alegría del vino rebosaba por encima de los cuellos descoloridos de los marinos. En esto también son latinos”. 
En dos ocasiones relató “Galicia Nueva” la visita de guerra de Suecia, en 1.923 y 1.935, y ello carecería de interés por la poca cantidad de barcos visitantes, a no ser porque fue precisamente uno de dichos buques, el Gotland, el que , durante la Segunda Guerra Mundial, avisó a los aliados de la salida del Altlántico del poderoso Bismark alemán, dando así tiempo a los ingleses a lanzar tras él a una poderosa flota de guerra que acabaría con él, no sin antes contemplar como el orgullo ingles, el Hood, que tantas veces llegó a Villagarcía, fuera destruido en unos segundos por el acorazado alemán.
 
LA PRIMERA GUERRA MUNDIAL en “Galicia Nueva” 
Si bien su talante liberal llevó a “Galicia Nueva” a la admisión de cuantas críticas o alabanzas se hicieron de las potencias en lucha, lo cierto es que la opinión del periódico se decanta hacia las potencias aliadas. Es probable que la influencia de las visitas inglesas tengo algo que ver en ello al margen de las crónicas de escritores y periodistas.
Hubo, no cabe duda, exageración en algunos artículos antialemanes, tal como el que habla de la humillación y matanza de heridos,  o las deportaciones belgas, pero en general los artículos fueron escritos sin excesiva agresividad.
Entre las personas pro-alemanas merecen citarse el canónigo de la Catedral compostelana Amor Ruibal, que, por ejemplo en Marzo de 1.915, escribe acerca de “El militarismo y la Ciencia Alemana caracterizada por los españoles”; Aurelio Matilla que igualmente, en abril del mismo año, escribe “Lucha Titánica”; mientras que en defensa de los ingleses y franceses lo hacen, por ejemplo, Francisco Camba, con artículos como “Los hombres mecánicos”; Vicente Blasco Ibáñez, con “Las trincheras”; Luis Araquistain, con “La verdad pequeña”; Basilio Álvarez, Rafael Altamira, etc.
 
LA PUBLICIDAD y “Galicia Nueva”.
La publicidad estaba prácticamente acaparada por las compañías de navegación, así como comerciantes y algunos talleres de la ciudad, y llegó, en algunas ocasiones, a ocupar los casi dos tercios del periódico, La más curiosa publicidad era la que se hacíe en forma de verso, muy frecuente, especialmente por los años 20 y siguientes.
Así en 1.920 hay un curioso anuncio que se repite a lo largo del año:
                         “Si acaso la escuadra inglesa 
                          Os pide vino de mesa
                          Mandadle los de Oneale
                          Y casi de valde os sale”
En 1.921 destaca este otro:
                          “Bajó el aceite, señores,
                            Bajó en jamón y el tocino,
                            Los grelos y coliflores,
                            Y bajó, desde hoy, el vino”.
En 1.922 se publica el más largo que apareció en “Galicia Nueva”:
                            “So no sois bobos de Coria
                             Y si no queréis pesadillas,
                             Sacarles con peladillas
                             O ricos pasteles Gloria;
                             Y para llenar la Andorga
                             Con exquisitos turrones
                             O mantecadas de Astorga.
                             O… también para un regalo
                            De quesos, bombones y vinos,
                            Visitad víveres Finos:
                            Casa de Segundo Abalo”.
 
LOS CONSULADOS y “Galicia Nueva”
A consecuencia de la emigración y de las agencias de navegación, los cónsules eran objeto de frecuente comentario en la prensa diaria y por ello no es de extrañar que las noticias acerce ad los servicios consulares sirvan a “Galicia Nueva” comotema normal.
Aunque los consulados y viceconsulados eran bastantes en Villagarcía, de hecho el más importante era el de Argentina debido, sobre todo, a que la gran masa de la emigración a través del puerto era a dicho país. Por eso, sirva de  ejemplo las notas publicadas en Galicia Nueva hasta el inicio de la Guerra Civil, como: 1.915: Aparece como Cónsul de dicho país Don Emilio González Valle, firmando con frecuencia comunicados y noticias sobre su país y la emigración.
1.919: Firma, como cónsul, las notas en el periódico, D. Enrique Vidal.
1.921: es nombrado Vicecónsul D. José Requejo.
1.923: El día 7 de Julio aparece una noticia en la que se lee que el Consulado de Argentina se ha trasladado a al Calle de la Marina nº 9.
1.925: El día 7 de Octubre una nota indica que es nombrado provisionalmente vicecónsul de Argentina en Villagarcía Don Manuel Fontán, que, provisionalmente, despachará en el Hotel Casablanca.
El día 29 del mismo mes de Octubre, una nueva noticia indica que el Viceconsulado de dicho país se traslada a los Campos Elíseos, frente a la Iglesia.
1.930: Firma como Cónsul, D. José R. Camino.
1.935: Una nota del día 29 de Octubre, habla acerca del nombramiento de D. Federico Fernández Serrano como nuevo Cónsul, que se instala provisionalmente en la Calle Ramón y Cajal, nº 4.
1.937: Se nombra a D. Carlos Matthews canciller encargado del consulado argentino, de acuerdo con una nota aparecida el día 8 de Enero, e igualmente otra noticia el día 8 de Mayo indica que “es nombrado D. David Carrizo Rueda como nuevo Cónsul en Villagarcía”.
Al Consulado de la República Argentina  le sigue en volumen de noticias el de Gran Bretaña y Uruguay, y ya después, los demás: Alemania, Brasil, Chile, Portugal, Méjico, Santo Domingo, etc.
 
LAS COMPAÑIAS DE NAVEGACIÓN a través de  “Galicia Nueva”
 
Gracias a la publicidad que solía ocupar gran parte de sus habituales cuatro páginas, podemos recordar el nombre de las Compañías de Navegación que tenían relación con Hispano-América y más concretamente  con Argentina, así como los acondicionamientos de las mismas: precios, salidas, nombres de los buques, condiciones, etc.
En los años estudiados, hay lógicas lagunas debido a la falta de los ejemplares de “Galicia Nueva” que no ha sido posible comprobar, pero en conjunto nos ofrece una idea acerca de la evolución de esta parte de la historia de Villagarcía que supuso la emigración transoceánica a través del muelle de madera y hierro.
Compañías de Navegación en los distintos años:
Año 1908.
“Mala Imperial Alemana” (Compañía de vapores correos de Lloyd Norte Alemán)
Tenían como consignatario a Luis García Reboredo, en la calle de la Marina
En la propaganda de uno de sus buques, el “Oldenburg” decía: “Estos vapores están dotados de luz eléctrica y llevan cocineros y camareros españoles. Tienen magníficas instalaciones de tercera clase, dándoles cama con ropa, pan fresco, vino a todas las comidas y asistencia médica gratuíta”.
“Zuis-Amerika Lyn” (Compañía de vapores correo Mala Real Holandesa)
Anunciaba la salida de sus vapores, tal como el “Zaanland” desde Vigo.
“The Pacific Steam Navegation Company” (Compañía de vapores del Pacífico)
Los representaba en Villagarcía Laureano Salgado y Francisco Búa Carou.
Anunciaba vapores col como el “Oronsa”, con salidas desde Villagarcía para Montevideo, Buenos Aires, Punta Arenas, Coronel Talcahuno; Valparaíso y puertos del pacífico hasta el Callao, con escalas alternadas en Pernanbuco, Bahía y Río de Janeiro.
“Mala Real Inglesa”
Anunciaba buques con salidas desde Vigo.
Su agente en Villagarcía eran los sres. González y Fernández.
“Compañía Hamburgo Sudamérica”
Su agente era D. Elisardo Domínguez
Las salidas hacia América  eran desde Vigo.
“R.P. Houston”
También con salidas de La Coruña y Vigo
“Ulpiano Buhigas”
Tenía por entonces la carácterística de ofrecer viajes para Europa y representaba a Ybarra, Generale Trastlántique, Demain et D’anzin, Neptun, etc.

Año 1915
Se anuncian:
“Mala Real Inglesa”
Representada en el puerto por D. Estanislao Durán
Anunciaba sus barcos para América: “Demerara”, “Darro” y “Deseado”, al precio de 236,10 pesetas por persona.
“Ulpiano Buhihas”
Representaba a las compañías Ybarra y Cía, Compañía Marítima de Barcelona, McAndrews y Cía, Serra  y La Flecha  de Barcelona ; Compañie Generale Trasatlantique, Demain y D’Aisinde Dunkerke, y a la Dampfschiffarts-Gerellechaff.
 
Año 1916.
Prácticamente las Compañías que destinan barcos para America, dejan de operar por los riesgos de la Primera Guerra Mundial.
Como cada vez era mayor el riesgo de hundimiento de mercantes, sobre todo por los submarinos alemanes, aparece el llamado “seguro de Guerra”, anunciándose en Galicia como promotor a Pío S. Carrasco, representante de la Compañía  Aseguradora “The Union Marine Insurance” de Liverpool.
 
Año 1917.
Es precisamente a causa del excesivo precio del Seguro de Guerra por lo que los usuarios se quejan, a través de Galicia Nueva, de sus dificultades económicas.
 
Año 1919.
“Transmediterránea”
A través de su agente José García Reboredo,  anunciaba salidas desde Villagarcía, pero no con destino a América.
 
Año1920.
Es el año de la reactivación de los viajes para América aunque con predominio de los embarques para Europa y puertos de España.
Se anuncian las siguientes Compañías o Agentes:
“Transatlántica”, a través de su agente J. García Reboredo; 
“Hijos de Viuda de Caamaño”;
 “Luis G. Reboredo Isla”;
 “Transmediterránea”;
 “Ulpiano Bihigas”, y
 “Pio S. Carrasco”
En el mes de Enero se inicia, por fin, una campaña con destino a los embarques hacia América a través de: 
        “Vapores Rederei de Hamburgo”
         Anunciado por su agente en Villagarcía, Luis G. Reboredo Isla, con salidas del     
         vapor “Rabat” para Cádiz y Sevilla, desde donde se iniciaba el verdadero viaje    
         transoceánico.
         “Compañie Trastlantique”
         Anunciaba viajes con salida desde La Coruña, con detino a Nueva York en el 
         buque “Chicago” al precio de 393,60 pesetas por viajero.
 
Año 1921
“Mala Real Inglesa”
Inicia el día 1 de septiembre una campaña de publicidad anunciando la próxima salida del vapor “Darro” desde Villagarcía con destino al Nuevo Mundo, al precio –siempre en 3ª clase- de 548,90 pesetas por persona.
“Lloyd Norte Aleman”
A través de su agente en Villagarcía Luis García Reboredo Isla, anuncia la salida del “Seydlitz” en publicidad iniciada el 20 de septiembre, al precio de 553,90 pesetas.
“Hamburg Amerika Linien”
Inicia a los dos meses de la enterior, publicidad de esta compañía, también conocida por el nombre de “Compañías Hamburguesas”, con la “proxima salida del “Teutonic” al precio de 483,75 pesetas”.
Año 1922
“Compañía Skogland Line”
Se trata de una nueva naviera que inicia desde Villagarcía viajes a Hispanoamérica, con la representación a cargo de Wenceslao González Garra. Su primer viaje lo hace con el vapor “Kari Skogland”, al precio de 489,75 pesetas.
Como se puede apreciar, la irrupción de nuevas compañías de navegación, suponen siempre un precio por viaje/persona en tercera, más reducido que antiguas.
 
Año 1923
Los anuncios en Galicia Nueva de compañías de navegación son:
“Mala Real Inglesa”, “Chargeurs Reunis”, “Compañía Naviera Stinnes”, Compañías Hamburguesas”, Lloyd Norte Alemán”, Compañía Transmediterránea”, e Ybarra, las cuales ocupan más del periódico, y ás a su vez, supone el 50% de todo el espacio diario.
 
Año 1924
Este año, las compañías de navegación con destino a América se incrementan, con más variedad en cuanto a precios. Así:
“Compañías Francesas: Sud Atlantique y Chargeur Reunis”  
 Con sus vapores “Desirade” y “Ceylan”, al precio de 452,60 pesetas.
“Compañíe General Trasatlantique”
Con el buque “Della Salle” y precio de 459,50 pesetas.
“Compañía Naviera Stinnes”
Podía aún llevar pasajeros a América por el precio de 463,50 pesetas en su vapor “General Belgrano”
“Red Starline”
Con sus dos vapores “Poland” y Glohand”, por 539,50 pesetas.
“Lloyd Norte Alemán”
Por 483 pesetas anunciaba el viaje a las Américas en sus capores “Crefeld” y “Sierra Ventana”
 
Año 1927
Se anuncian las siguientes  compañías:
“Mala real Inglesa”
Representada por Estanislao Durán, y sus vapores “Demerara” y “Darro” al precio en pesetas de 589,90.
“Nordentscher Lloyd Bremen”
Con precio distinto para cada uno de sus buques. Asíu, en el “Werra” costaba 590 pesetas y en el “Sierra Morena”, 635
“Hamburg Amerika Linien”
Con pasajeros en el “General Mitre” al precio de 570 pesetas.
 
Otras compañías anunciadas en Galicia Nueva, tales como “Trasatlántica” y “Transmediterránea”, no tenían buques con destino a América.
 
Año 1928
Las que tenían pasaje para América eran:
“Mala Real Inglesa”
En el mismo “Darro” eleva el precio del pasaje a 593,50 pesetas
“Hamburg Amerika Linien”
Igualmente sube el precio por persona a 574 pesetas en el “General Belgrano”
“Lloyd Norte Alemán”
Con dos precios distonsos según barco. Para el “Sierra Morena” es de 638,70 pesetas y para el “Madrid”, nuevo en la línea, de 593,70 pesetas.
En el año 1920, no hay variación ni en buques ni en precios.
 
AÑO 1930
A las compañías anteriores que mantienen su publicidad en el periódico, se añade la:
“Lloyd Real Holandes”
Que tiene como rerpresentante en Villagarcía a Luis García  Reboredo Isla. Inicia sus viajes con el “Flandria” al precio de 613,70 pesetas. La compañía “Sota y Aznar”, que delega en Villagarcía en Antonio Conde e Hijos, no dispone de barcos para América. 
 
 
Año 1931
Según los anuncios del periódico, se mantienen las mismas compañias de navegación, hasta el día 25 de enero en que el vapor “Orania” hace su último viajes para América bajo el pabellón de la “Lloyd Real Holandes”, cuya vida  comercial en el puerto fue corta.
 
Año 1932
Deja de anunciarse la “Mala Real Inglesa”. El resto de las compañías queda igual, con un ligero aumento de sus precios. Así, la “Lloyd Norte Alemán” ofrece variedad de vapores y precios: el “Flandría”  por 617,70 pesetas, el “Sierra Nevada” por 577,70 pesetas, y el “Zeelendia” por 597,70 pesetas.
La “Hamburg Amerika Linien” mantiene igual oferta en barcos y precios.
 
Año 1933
Deja de anunciarse la “Hamburg Amerika Linien”,  con lo que queda como única anunciante en viajes transoceánicos la “Lloyd Norte Alemán”
 
Año 1936
Este año, a juzgar por los anuncios  del periódico, supone la desaparición de las compañías de navegación transoceánicas desde Villagarcía. Así, en Enero, sólo se anuncia la “Lloyd Norte Alemán”, con salida de pasajeros con destino a Cherburgo, y posteriormente hacia América, por 90 dólares, y la nueva y fugaz “Compañía Hamburguesa Sudamericana” con sus vapores “General Osorio” y “Madrid”, al precio de 689,70 pesetas.
 
ARTÍCULOS APARECIDOS EN “Galicia Nueva” DE PERIODISTAS Y ESCRITORES VILLAGARCIANOS.
En este apartado exponemos los artículos de “Galicia Nueva”, desde 1915 a 1938, con la excepción de los años 1934 y 1935, cuyos ejemplares han desaparecido,  de aquellos personajes ligados al periodismo, bien nacidos en Villagarcía, bien de adopción por su vida aunque nacidos en otros lugares.
Muchos de ellos tienen especial interés para Villagarcía por tratarse de parte de su historia, tal  como ocurre con los de Fermín Bouza Brey o Manuel del Río Candamo. Otros, como Gómez Carrillo o Lustres Rivas por la personalidad periodística que representan.
Delfín M. Estevez: fue prácticamente el alma organizativa del periódico a pesar de los pocos trabajos firmados por él, que casi siempre se relacionaban con en agrarismo o los homenajes a determinadas personalidades de la vida gallega. Sus artículos, que abarcan de 1.015 a 1.928 son: “Dos palabrar”, referente al movimiento agrariolas y la necesidad de la fundación de un periódico para dicho movimiento; dos artículo sobre las “Impresiones de aguista”; otro relacionado con la visita de Cambó a Galicia, con el título de “Contra la visita” en el cual aclara que “pueden ahorrarse las molestias de un viaje tan largo”; “Lo que Pontevedra debe a Víctor Said”; “Homenaje a Alfredo Vicenti”; dos artículos en torno a D. Ángel Baltar, y uno dedicado a la isla de Cortegada con el título “Barómetros del campesino”.
 
Fermín Bouza Brey: Tiene una primera etapa, en sus comienzos más literaria, hasta el año 1.921, para a continuación dedicarse fundamentalmente a la historia de Villagarcía y su comarca, y, menos, a Galicia.
Algunos artículos encontrados en los ejemplares consultados son: “Despertar”, “Sed de hombres”, “Esbozos de una excursión”, 3 artículos sobre la obra de Ramón García Lago, y “Prejuicios sociales” que abarcan de 1.917 a 1.921.
A partir de este año, prácticamente están todos dedicados a problemas históricos: “ Un virrey en Perú”, “Comentarios a Galicia Épica”, “Cuestiones de nomenclatura”, “Más cuestiones de nomenclatura”, “Todavía la nomenclatura”, “Por la historia de Villagarcía” “¿Quién era alcalde de Villagarcía en 1.808?”, “Nuestras iglesias y la orfebrería compostelana”, “Don Fernando de Montenegro, señor de Trabanca, compra en 1.558, al Monasterio de San Martín de Santiago la mitad Sincura patrimonial, de Santa Baya de Arealonga de la villa de Villagarcía y otros”, “Carril y Villagarcía en el siglo XVII según la memoria del Canónigo Visitador, dignidad de  Cardenal Don Jerónimo del Hoyo”, “Nota histórica dela iglesia de San Pedro de Cornazo”, “Una ballena en 1.618”, “La fortaleza de Lobeira en el siglo XVII”, “Un pazo galego nos séculos XVI e XVII”, “Cristóbal de Chávez, poblador de Nueva España”, “Una descripción del palacio de Vista Alegre en el año 1.700”, “Un pretendido epìgrafe romano”, “Descripción de Villagarcia en el siglo XVIII”, etc.
 
Manuel del Río Candamo: Es, problablemente, el periodista que más continuación tiene en sus artículos, ya que desde 1.923 en vís sus trabajos a Galicia Nueva hasta el año 1.936.
La mayoría de sus crónicas desde 1.929 a 1.936, son temas históricos acerca de Villagarcía.
Entre la gran cantidad de sus artículos, citamos: 
Escritos de 1.923 escritos en Villagarcía: “Proemial” y “El Magno problema”, amboa acerca del progreso  de la ciudad.
Desde 1.924, en que ya aparece como corresponsale en Buenos Aires, hasta 1.929: “Cartas abiertas”, “Cartas de América”, “Colillas de la Gran Guerra”, “El ocaso de un astro ciudad”, “El movimiento militar chileno”, “Pro Hispania” y “España en Argentina”
Con su vuelta a España en 1.929 inicia el ciclo de artículos históricos de los cuales citamos: “El Castillo de Sotomayor”, “Eduardo Blanco Amor”, “Fama Semper”, escrito en memoria del que fuera director de Galicia Nueva, Delfín : Estévez, “Los profesores argentinos y el señor D. Ricardo Rojas”, “Nuestra Señora de las Cabezas” acerca de un entierro en Armenteira, “Lembranza” dedicada a Cristobo Barrio, escrita en gallego, “Los Mensajeros”, sobre el Jesús del Gran Poder, “Los turistas ingleses en Villagarcía”, “Las traídas de las aguas” , “La fuente de Santa Justa”, “Galicia y la capitalidad”, “El Precursor” acerca de la historia de Galicia en cinco capítulos, “La Revolución de 1.868 en Villagarcía”, “La Torre del Reloj”, “La calle nueva”, “Las sociedades de recreo”, “Ferias y Mercados”, “Sobre elmatadero municipal”, “La Casa Consistorial de Villagarcía”, etc.
Los artículos de Manuel del Río Candamo en Galicia Nueva constituyen en muchos casos la única fuente de in formación para los estudiosos acerca del pasado de Villagarcía, razón por la cual los trabajos enumerados y omitidos deber ser considerados como pieza informativa importante ante cualquier publicación histórica de la ciudad.
Francisco Porto Rey: Dos etapas hay que considerar en sus artículos de Galicia Nueva: de 1.915 a 1.917 en que publica: “La flor querida”, “¿Quién quiere casarse?”, “R.I.P.”, y Xusticea seca”, y entre 1.922 y 1.924 con sus artículos: “Valga por lo que valiere”, dedicado a Laureano Gómez Paratcha, “Lo incomprensible”, acerca de la comarca del Deza, y “Una estación de radiofonía en Santiago”.
Jesús Pedrido: Tiene artículos de la última década del periódico. De ellos, algunos sin intencionalidad, tal como “Ladrón a la vista”, otros acerca de las relaciones entre España y Portugal con el título genérico de “Incomprensión Hispano-Lusitana”. Otros, a partir del advenimiento de la Segunda República se caracterizan por su intenso matíz político: “Por los caminos que advino la República”, “¡No volverá!”, acerda de la monarquía, “Era otra España” en que repite en tema monárquico en 4 crónicas, “Dios te salve” acerca de la República, y un último, meramente de comportamiento, “De nuestra falta de civismo, ¿tiene la culpa el sol?”.
Ramón García Lago: Tiene, igualmente, dos épocas en sus escritos en el periódico local: una primera, anterior a la guerra civil, de carácter netamente literario, con artículos como “Sobre el mismo tema”, “Gonzalo Albarrán ha muerto”, “Acuario”, y “Ejemplaridad”, todos ellos entre 1.925 y 1.931, y los ya publicados durante la contienda: “Por los caídos del Crucero Baleares”, y “Capitán Salvador Buhigas,¡Presente!”.
 
Luis Bouza Trillo: Sus artículos son en general de carácter galleguista. Un artículo escrito en 1.921 con el título de “Cascadas de fé” escrito en el balneario de Mondaríz acerda de la Virgen del Carmen, otro en 1.918 de carácter sentimental: “Un homenaje a Solá”, y, ya posteriormente, en 1,930: “La bandera gallega” y “O sentimento da galeguidade”. 
Manuel Porto Casas: Tiene3 artículos escritos en 1.920: dos con el mismo título, “Amanecer”, y “Concentración provincial de exploradores en Pontevedra”.
José Fernández Garrido: Publica en 1.922 un curioso artículo en defensa de las damas de Villagarcía, y en contra del periódico “Integridad” de Vigo por escribir éste en contra de las mujeres villagarcianas, con el título de “Bárbaro comentario”, y dos más editados en 1,931 con el común título de “Para los unos, para los otros y para los demás”.
José Núñez Búa: Los escritos para Galicia Nueva durante su estancia en Villagarcía tienen todos la característica común de su defensa de los intereses de Galicia. Fueron escritos entre 1.925 y 1.932 con los títulos: “Cocido y ciudadanía” acerca de los polñiticos, indicándoles que den comida más barata a todos, “Don Roque Carús” en honos del eminente médico e investigador del microplancton en la ría de Arosa, “Comentarios a un discurso”, “No noso día” acerca sde la festividad del Apóstol y lo que representa para Galicia, “Na festa da terra”.
Vicente Gómez Paratcha: Destacar una serie de artículos publicados entre 1.915 y 1.917, de poca repercusión política, excepto los escritos en 1.917.
Inicia su participación con “Rápido” en Septiembre de 1.915, seguido de “La humanidad camina y Dios la guía”, acerca de la Guerra Mundial, “Pro moralidad”, “Alma muerta”, “A un amigo”, … y entre todos ellos uno de aspecto político: “Nuestros ideales a favor de Maura”.
Lisardo Barreiro: Su contribución al periódico fue más bien escasa. Destacar: “Eduardo Pondl”, escrito en 1.917, “Esbozos y Siluetas”, en 1.923, “En memoria del poeta Francisco Añón”, y ya en 1.937 uno de carácter político dedicadl a Calvo Sotelo.
Eladio Hevia: Fue ante todo un médico de extraordinaria cultura, que diversificó su afición entre la poesía y el periodismo, sobre todoa a través de Galicia Nueva, y precisamente por su profesión participó en el periódico local de una forma regular desde 1.915 a 1,936. Sus temas, además de médicos, fueron moralizantes a través de la cultura y los aspectos biográficos que tomó de la vida de determinados personajes, tales como “Andrés Segovia”, “Oyendo a Benavente”, “El mito judío”, etc.
Entre sus artículos a destacar: “El silencio de las almas”, que surge en 1.915, “Pro cultura”, “Del enemigo, el consejo”, “Viaje de almas”, “Toledo, corazón de España”, “Las vestales de la República”, “El secreto de la consulta médica”, etc.
Juan Fernández Gil y Casal: Fue el más prolífico periodista durante los años 1.915 y 1.916, junto con el notable arosano de la margen norte de la ría, Manuel Lustres Rivas.
Sólo en 1.925 escribe 35 artículos, gran parte de ellos acerca de temas locales, muchos referentes a temas sociales y la mayoría con fuerte tendencia moralizante.
Entre sus temas obreros, destacar “¡Adelante!”, “Reuniones y Sociedades”, etc. Como datos locales: “Pro Patria”, acerca del escudo de Villagarcía, “La banda de música”, “De paseo por las obras del puerto”, “Al pueblo”, en el que escribe sobre losintereses municipales y la comisión que en 1.916 debe ir a Madrid oara gestionar mejoras para todos sus habitantes, “La institución de la Cruz Roja en Villagarcía”, etc. 
Le fue difícil evitar los temas políticos en algunas de sus crónicas, tales como “Maciá”, “Hagamos Patria”, “Lo de Gibraltar”, “¡Ojo, y mucho ojo!”, donde comenta aspectos socio-políticos sobre los obreros del puerto, “¡Ojo!”, en donde ataca a Laureano Gómez Paratcha llamando a sus seguidores “cerebros de pande centeno”.
Isolino Diéguez: El día e de Diciembre de 1.936, Galicia Nueva trae una escueta noticia: “Ha fallecido Isolino Diéguez”
Aúnque nacido en Santiago, había aprendido el oficio de impresor junto a su padre, que ya lo era, en la imprenta Paredes, para luego trasladarse con el mismo a Caldas y posteriormente a Villagarcía, empezando a trabajar en “Galicia Nueva”, periódico con el que estuvo ligado hasta la fecha de su muerte en nuestra ciudad.
Enrique Gómez Carrillo: Este villagarciano de adopción que escribía en los mejores periódicos de España enviaba con frecuencia crónicas para Galicia Nueva que informaban a sus lectores acerca de Europa y España, escribiendo incluso acerca de su mujer, Raquel Meyer.
Clásico novecentista, sua artículos de Galicia Nueva caen dentro de los moldes clásicos acerca del concepto de civilización que esa generación tenía: claridad, precisión, elegancia y armonía, pensando con frecuencia en la herencia de Grecia y Roma, el cosmopolitismo y alternando los libros con el periodismo. 
 
OTROS PERIODISTAS Y ESCRITORES VILAGARCIANOS QUE ESCRIBIERON ARTÍCULOS  EN “Galicia Nueva”
Incluímos en este apartado no solamente los etiquetados como tales, periodistas y escritores, sino también a otros que, por su actividad política o profesional, escribieron alguna vez sus artículos en “Galicia Nueva”
Valentín Viqueira:  “La concesión del mercado a Villagarcía los martes”
Germán Quintela Novoa:  “Mágoas d’un estudante”
Dámaso Carrasco: “El Saxofón”
Alberto Selbman: “La República y el Catolicismo”
Luis Villaverde Rey: “Por una sola vez”
Joaquín Porto: arículo sobre las Fiestas de Villagarcía
Antonio Arnilla, Telmo Lago y Masllorens, Carlos Lago y Masllorens, José María Osorio
 
ESCRITORES Y PERIODISTAS MENOS VINCULADOS A VILLAGARCIA
 
Entre ellos destacan dos por la calidad y cantidad de sus crónicas en “Galicia Nueva”: Francisco Camba y Manuel Lustres Rivas.
Francisco Camba envió artículos de forma regular hasta el año 1922. Destacar entre ellos por su tema gallego: “El triunfo de Castelao”, relatando que la gente comenta que el escritor ganaba 6.000 reales: “Valle Inclán se va a la guerra”, también publicado en 1916, en el que narra que “nuestro magnífico paisano Ramón del Valle Inclán y Montenegro, marqués de Bradomín y de Bendaña, conde de Cela y Señor de Caramiñal, irá pronto a la línea de fuego. Siempre pensó en ir. Lo que los alemanes han hecho en Bélgica, le dolió tanto como si se tratase de un abuso cometido en las tierra del Caramiñal”; “El poeta”, acerca de Rey Soto; “El monumento a la mujer gallega”, “los gallegos en la Legión Extranjera,”, etc.
Por su parte, el prolífico y maestro de periodistas, Manuel Lustres Rivas, envió durante 1926 un total de 24 artículos al periódico, destacando sobre todo los titulados “Las islas”, sobre la que hay en la costa de Pontevedra; “Salud lectores”, donde relata que el primer artículo periodístico de su vida salió en Galicia Nueva; “El Caso de Irlanda”, con una compareción sobre España y dicha nación;”La farsa Parlamentaria”, en el que indica que se lee con más ganas y gusto una galerada en prosa , en loa de la Chelito o la Argentina, que un discurso parlamentario; “Una profanación”, con un feroz ataque a la idea propagada de que Mariano Benlliure haga una estatua para colocarla en la plaza del Hospital de Santiago; “… Y Galicia no se subleva”, donde ataca al gobierono por el arancel del maíz; “Este gran Don Ramón”, en tornoa la vida de Valle Inclán en Francia, etc.
Otros escritores y periodistas que enviaron crónicas al periódico fueron; Basilio Álvarez, Gerardo Álvarez Gallego, jesús rey Alvite, Juan Barcia Caballero, Augusto Assia, Ben Cho Sey, Camilo Barcia Trelles, Enrique Labarta, Vicwente Risco, Villar Ponte, Victoriano García martí, Wenceslao Fernández Flores, Isidoro Millán, Rafael Dieste, Luis Poña Novo, Antonio Rey Soto, Juan Rof Codina, José Caañamo Bournacell, Luis Bello, Pérez Lugín, Aurelio Matilla, Ortíz Novo, Salvador de Madariaga, Alberto Camba, Alejandro Rodríguez Cadarso, Ángel Osorio, La Vizcondesa de Revilla, Lius Bonafoux, Manuel Bueno, Ernesto Giménez Caballero, Domingo Quiroga, Pérez  Hervada, Cristóbal de Castro, Sofía Casanova, etc.
 
Escrito por Autor •   Agregar un comentario   0 comentarios





 
Xornais antigos de Vilagarcía de Arousa I
 

El día 1 de mayo de 1.800, salió  la calle el primer periódico de Galicia con el nombre de “El Catón Compostelano” en Santiago de Compostela. Tiene doble importancia para nosotros porque, de una parte, se trata de la primera publicación periódica que aparece en Galicia; y la otra, que acrecienta su importancia para el periodismo villagarciano,  por el hecho de tratarse de un arousano el que dirigió este primer periódico gallego: D. Francisco del Valle Inclán.

Tendrían que pasar 65 años desde esta publicación para que apareciera el primero de Villagarcía. Por aquellos años, la ciudad estaba en pleno crecimiento, tenía aproximadamente 5.000 habitantes y ya se había formado la Sociedad del Ferrocarril Compostela de La Infanta Isabel. Su alcalde en ese momento, Don Juan Cobián podía comtemplar con orgullo un hermoso proyecto para la construcción de un muelle de hierro y madera que, sin duda alguna, le supondría el tirón económico y comercial tan ansiado para Villagarcía en cuanto al control de la zona en la emigración hacia los paises de ultramar y el reforzamiento de la salida y entrada de mercancías, tanto por tren como por barco. Surge pues, en 1.865 la primera publicación de Villagarcía con el nombre de “El Vigía”
Se editaba en una imprenta recién llegada a la ciudad procedente de Vigo, perteneciente a D. Juan Pablo Vega y Ojea, el cual la había adquirido en la ciudad a Juan Compañel, notable descendiente de impresores gallegos, poco antes de su marcha a Cuba.
 
Escrito por Víctor Viana •   Agregar un comentario   1 comentarios
Xornais antigos de Vilagarcía de Arousa II
 
“EL ECO DE LA RÍA DE AROSA” En febrero de 1.878, surge el segundo periódico villagarciano con el título de “El Eco de la Ría de Arosa”, incialmente concebido como semanario por su primer director, José Fernández Caro, cuando ya Villagarcía tenía vice-consulado inglés. Fue presimane...Leer la continuación
Escrito por Víctor Viana •  Agregar un comentario   0 comentarios
 
Xornais antigos de Vilagarcía de Arousa III
 
“EL COMERCIO” En 1.881, la ciudad ya tenía alumbrado y con sus 100 farolas era el orgullo de los villagarcianos. Su nuevo alcalde D. Francisco Ravella, tenía en mente la construcción de un moderno ayuntamiento. En este año hace su aparición “El Comercio”, dirigido por José Ramón Paratcha. Ya su título indica que uno de los prin...Leer la continuación
Escrito por Víctor Viana •  Agregar un comentario   0 comentarios
Xornais antigos de Vilagarcía de Arousa IV
 
Vign2_EL_PALADIN_all
“EL PALADÍN” Aparece en 1.887 en Villagarcía esta nueva publicación, y según parece, debió tener una segunda época en 1.906, tras estar una larga temporada sin editarse. En esos años de vida villagarciana, siempre con algún periódico en edición, el ascenso económico, demográfico y cultural está...Leer la continuación
Escrito por Víctor Viana •  Agregar un comentario   0 comentarios
 
Xornais antigos de Vilagarcía de Arousa V
 
Vign2_periodicos_3_all
“EL PÁJARO” Sale en 1.895, como si fuera un relevo de la primero desaparición de “La Golondrina”.. “MI TIERRA” En 1.987 aparece una nueva publicación con el título de “Mi Tierra” , y digna d...Leer la continuación
Escrito por Víctor Viana •  Agregar un comentario   0 comentarios
Xornais antigos de Vilagarcía de Arousa VI
 
Vign2_periodicos_5_all
“EL HERALDO DE VILLAGARCÍA” Aparece en 1.897 en nuestra ciudad y tiene una curiosa peculiaridad: el ser netamente carlista, defensor, por ello, de los valores tradicionalistas que tanta guerra habían dado en años anteriores. Tuvo realmente mala suerte “El Heraldo de Villagarcía” , ya que, además d...Leer la continuación
Escrito por Víctor Viana •  Agregar un comentario   1 comentarios
 
Xornais antigos de Vilagarcía de Arousa VII
 
Vign2_periodicos_10_all
“EL CORNETÍN” Publicación que sale en Carril en enero de 1.903, y que, según nota que anuncia su salida, se dedica a “la defensa del distrito” “LA GACETILLA FORENSE” Esta publicación, q...Leer la continuación
Escrito por Víctor Viana •  Agregar un comentario   0 comentarios
Xornais antigos de Vilagarcía de Arousa VIII
 
Vign2_periodicos_11_all
“EL CACAHUETE” El día 18 de abril de 1.907, hace su aparición en Villagarcía una de las publicaciones más divertidas en la historia del periodismo gallego, “El Cacahuete”, el cual se anuncia jocosamente como “´órgano de los trasnochadores, con imprenta prestada”, y con la advertencia de que “este semanario pertenece a la lla...Leer la continuación
Escrito por Autor •  Agregar un comentario   0 comentarios
 
Xornais antigos de Vilagarcía de Arousa IX
 
Vign2_periodicos_14_all
“BUENAS NOCHES” Al igual que ocurría con muchas publicaciones, se trataba de un periódico que se coanfeccionaba en Villagarcía pero era destinado a Rianxo. Ello empezó a ocurrir en 1.912. Lo curioso en este caso, radicaba en que esta situación de imprimirse aquí y después distribuirlo en Rianxo, no había ocurrido desde el principi, sino qu...Leer la continuación
Escrito por Autor •  Agregar un comentario   0 comentarios
Xornais antigos de Vilagarcía de Arousa X
 
Vign2_periodicos_19_all
“EL BOLIDO” Aparece en nuestra ciudad en 1.916. Es fundamentalmente un semanario agrarista, con especial dedicación a fomentar propaganda de la comarca del movimiento agrario, anticaciquil, los arriendos. Los foros, etc. que era, en definitiva, la expresión escrita de la Federación Agraria de Distrito....Leer la continuación
Escrito por Autor •  Agregar un comentario   0 comentarios
 
Xornais antigos de Vilagarcía de Arousa XI
 
Vign2_periodicos_23_all
“AVANTE” Al precio de 10 céntinos, aparece el jueves 19 de marzo de 1.931 este nuevo semanario republicano, cuya redacción y administración se hallan en la calle Ramón y Cajal de Villagarcia. Con el título “Nuestro Ideario” , su primer director Pedro Díaz Abalo, que posteriormente dimitiría por haberse definido como “republicano...Leer la continuación
Escrito por Autor •  Agregar un comentario   1 comentarios
Xornais antigos de Vilagarcía de Arousa XII
 
"MINERVA” Fue una revista netamente cultural. Sale a la calle en diciembre de 1.952 al precio de 2,50 pesetas el ejemplar, bajo la dirección de José Covelo Pérez. La redacción y administración está en la calle de Santa Lucía. Contó, en su número uno, con la presentación a cargo del ppr entonces Rector de la Universidad de Santiago, Don Luis Legaz Lacambra, y entre las personas que colaboraron con ests primer ejemplar estaba: El padre Máximo; la catedrática del Instituto de Vigo, doña Carmen Ambroj; Alberto Cambronero, ya periodista por aquella época; el abogado Enrique Pereira Borrajo; Faustino Álvarez Blanco, etc. Su director decía en un saludo que “será esta revista sólo un exponente de cultura, a la que podrán concurrir todos los paladines del saber, de buena voluntad y férreo patriotismo, aportando algún esfuerzo para cultivar la inteligencia de sus cuidadanos, pues, sobre el candelero deberá estar la cultura, como la luz para alumbrar las inteligencias obscurecidas, sedientes del rocío del saber. Solo así es como los sabios, obreros de la inteligencia, merecerán el beneplácito de su pueblo y serán útiles a la Humanidad”. Por su parte, el Rector de Santiago decía que “Me parece muy plausible el proyecto de una revista que, bajo la simbólica advocación de “Minerva”, difunda los diversos ramos del saber humano en el ámbito cultural de Villagarcia”....Leer la continuación
Escrito por Autor •   Agregar un comentario   0 comentarios
 
Los periódicos de Carril
 

Los periódicos de Carril

28/02/2014 21:36:39
Carril contó con periódicos propios: • 1878.- “Boletín del Comercio”. • 1893: “Crónica Carrileña”. Allá por el año 1893 había otro titulado “Crónica Carrileña”, “Defensor de los intereses materiales de esta Villa”; que se publicaba todos los Martes y su Director- Propietario era Don Andrés López Castromán; los precios de suscripción eran: “en Carril, un mes, 0’30 pts. y un trimestre, 0’75 pesetas; fuera, un trimestre, 1’25 pesetas; el punto de suscripción era: Sr. Administrador de la Crónica Carrileña, Plaza de Alfonso XII”. • 1897: “La Verdad”. El día 8 de Agosto de 1897 salió a la calle el número “1”- Año I, de “La Verdad”, “Semanario independiente, defensor de los intereses carrileños”, que se publicaba los Domingos y el número suelto costaba 5 céntimos. Se imprimía en Santiago de Compostela, IMP. DE ALENDE, TORAL, 3. En este primer número aparece...Leer la continuación
Escrito por Daniel Garrido •   Agregar un comentario   0 comentarios
 
LA IMPRENTA DE JOSÉ RAMÓN PARATCHA
Por esta época, la imprenta de José Ramón Paratcha, no solamente se dedicaba a la edición de sus periódicos y de algún otro de Villagarcia, sino que amplió su campo hasta la propia capital de la provincia.
Los dueños de dos publicaciones de la capital editaban en esta imprenta villagarciana sus periódicos. Se trataba de “La Tranca” y “¡Beso a Vd. la mano!”, y que luego eran enviados a Pontevedra para su distribución.
El semanario “La Tranca”, aparece para su reparto en Pontevedra por primera vez el día 1 de Octubre de 1.886, y lo más característico que presentaba era una sección titulada “Trancazos”, en la que trataba de satirizar los aspectos municipales de la vida diaria de la capital. Su directos era probablemente Ricardo Miser, y tenía una nota a destacar en su diario: el amor por las ventajas de la democracia, reclamando de esta forma continuamente en sus crónicas la soberanía popular. La otra publicación que se editaba en los talleres de José Ramón Paratcha, tenía el extraño título de “¡Beso a Vd. la mano!”, y se autodenominaba “Periócido de ambos mundos, muy serio aunque parezca broma”. Fue tan fugaz que se inició el 4 de Noviembre de 10886 y desapareció el 23 de Diciembre del mismo año. En sus dos primeros números se autocalificaba  de “periódico farsante universal”, para cambiar en su tercer ejemplar al ya definitivo “periódico de ambos mundos…” Su director era Ramiro Vieira y según palabras de López Otero, el buen autor del Libro “El periodismo en Pontevedra”, “fue un parto de la juventud imberbe, quincenal, todo poesía romántica; sueltos alusivos a muchachas”.
 
 
Vign_noticias_2
 

NOTAS - 1929 

Picar imaxe para ampliar

Vign_1929
 
 

ANTIGOS XORNAIS

 
Vign_Periodico_La_Luz_1889
 

Publicidade Xornal "LA LUZ"

1889

Vign_Publicidad_1889
 
Vign_periodicos_3
 
Vign_periodicos_10
 
Vign_san_acisclo
 
Vign_Cronica_Carrileña_10-10-1893_1_
 
Vign_periodicos_9
 
Vign_periodicos_4_0001
 
Vign_IMG
 
Vign_periodicos_23
 
Vign_periodico_antiguo
 
Vign_periodicos_5
 
Vign_periodicos_26
 
Vign_periodicos_29
 
Vign_periodicos_antiguos_2
 
Vign_periodicos_15
 
Vign_periodicos_4
 
Vign_periodicos_11
 
Vign_GALICIA_NUEVA
 
Vign_periodicos_23
 

10 de Outubro de 1893

 Xornal : "CRÓNICA CARRILEÑA" - Publicidade

Vign_Cronica_Carrileña_
 
Vign_1f0009
Vilagarcía, Patrimonio e historia